Milagros de Jesús, Los Milagros de Jesús Para Niños

Milagros de Jesús

Los milagros de Jesús registrados en el Nuevo Testamento son más que maravillas: son señales. Él los realizo para exhortar a hombres y mujeres a que creyesen en Él para vida eterna. Sanó a un paralítico para afirmar su derecho a perdonar pecados. Alimentó a miles de personas con el almuerzo de un muchacho, preparando así el escenario para afirmar que era el «Pan de vida». Caminó sobre el agua, calmó mares embravecidos, sanó a los enfermos, restauró manos y piernas paralizadas, dio vista a los ciegos y oído a los sordos, y hasta resucitó de los muertos a un hombre embalsamado de nombre

Lázaro. Una de las razones por las que Jesús hizo

milagros fue para apoyar su afirmación de que era Dios. El apóstol Juan escribió: «Hizo además Jesús muchas otras señales en presencia de sus discípulos, las cuales no están escritas en este libro. Pero éstas se han escrito para que creáis que Jesús es el Cristo, el Hijo de Dios, y para que creyendo, tengáis vida en su nombre» (Juan 20:30,31)

Milagros de Jesús - Testimonios de Testigos Oculares
Los milagros de Jesús van desde cambiar el agua en vino hasta sanar a paralíticos y ciegos. ¿Cómo sabemos que Él hizo estas cosas? Tenemos el testimonio de testigos oculares de los autores de los cuatro evangelios, quienes registraron al menos 35 milagros de Jesús.

Milagros de Jesús - ¿Qué Son?
Un milagro de Jesús sería definido por el diccionario Merriam Webster como "un evento extraordinario que manifiesta la intervención divina en los asuntos humanos, o como un evento, cosa, o logro extremadamente extraordinario o inusual. De acuerdo con la Fundación de Estudios Bíblicos, un milagro
"es un evento (terasa) inusual y significativo que requiere el trabajo de un agente sobrenatural (dunamis) y es ejecutado con el propósito de autenticar el mensaje o el mensajero (semeion)."

Aunque hay muchas explicaciones para lo que es un milagro, probablemente podemos concordar en que la palabra "milagro" describe un evento que ocurre fuera de los límites de las leyes naturales, y que es beneficioso en su resultado. Durante el curso de Su ministerio público de tres años, Jesús hizo milagros que demostraron Su habilidad para sanar, para controlar a los elementos, para afectar el resultado de nuestros planes, y hasta para resucitar a los muertos. Cada uno de Sus milagros ocurrió fuera de los límites de las leyes naturales, y todos ellos tuvieron un resultado beneficioso.

Milagros de Jesús - ¿Qué Lecciones Podemos Aprender de Ellos Hoy?
Si solamente miramos el primer milagro de Jesús, registrado en Juan 2:1-11, podemos aprender mucho acerca de este Hombre singular. Primero, aunque Él era Dios y "con una misión," se tomó el tiempo para ir a una boda. Jesús amaba a la gente; Él vino para estar con gente y para salvar a la gente. ¿Valora usted sus relaciones y busca maneras de bendecir a otros cuando está con ellos?

Segundo, Jesús volvió el agua en vino a petición de Su madre. Podemos ver en los versículos que María claramente confiaba y tenía fe en su Hijo para arreglar una mala situación. ¿A quién se vuelve usted cuando tiene problemas? ¿Cuenta con alguien en quien confía que hará lo debido?

Tercero, cuando Jesús hizo este milagro, estaba demostrando Su poder sobre la naturaleza. Cuando Sus discípulos vieron esto, Juan nos dice que creyeron. También, Jesús no se conformó sólo con vino ordinario, sino que volvió el agua en el mejor de los vinos, demostrando ser un Hombre lleno de la alegría de la vida. ¿Ha estado buscando la verdad por todas partes, pero dejando a Cristo de último? ¿Por qué esperar? ¿Cree usted que Jesús es el Hijo de Dios? ¿Ha pensado que ser un cristiano es vivir una vida apagada, aburrida? Jesús desea que usted crea como Sus discípulos lo hicieron, y la experiencia promete ser dinámica, excitante, y le cambiará la vida.

¿Hace Jesús milagros hoy? Después de todo, no lo vemos físicamente caminando en medio de nosotros - ¿o sí? ¿Conoce a alguien que haya sido sanado o cuya vida haya sido transformada por una relación con Cristo? Entonces ha visto un milagro moderno de Jesús. Usted también puede ser un testigo ocular de un milagro de Cristo. Como María, usted puede pedirle, creyendo que Él hará lo que es mejor para usted. Deje que un milagro de Jesús comience en su corazón en este momento.

Milagros de Jesús: La Lista

  • Cambió el agua en vino (Juan 2:1-11)

  • Sanación del hijo del noble (Juan 4:46-54)

  • Libró a un hombre de espíritus demoníacos en la sinagoga (Marcos 1:21-28; Lucas 4:31-37)

  • Sanó a la suegra de Pedro (Marcos 1:29-31; Lucas 4:38-39; Mateo 8:14-15)

  • La primera de dos redes de peces, y el llamado de Sus primeros discípulos (Lucas 5:1-11)

  • Limpieza de un leproso (Macos 1:40-45; Mateo 8:1-4)

  • Sanación de un paralítico (Marcos 2:1-12; Mateo 9:2-8; Lucas 5:17-26)

  • Sanación del hombre en Betesda (Juan 5:1-15)

  • Sanación del hombre de la mano seca (Lucas 6:6-11; Mateo 12:9-13; Marcos 3:1-5)

  • Sanación del sirviente del centurión (Lucas 7: 1-10; Mateo 8:5-13)

  • Resurrección del hijo de la viuda (Lucas 7:11-16)

  • Expulsión del espíritu mudo y ciego (Lucas 11:14-26; Mateo 12:22-32; Marcos 3:22-30)

  • Calmando la tormenta (Marcos 4:35-41; Mateo 8:18-27; Lucas 8:22-25)

  • Sanación del endemoniado Gadareno (Marcos 5:1-20; Mateo 8:28; Lucas 8:26)

  • Sanación de la mujer con el flujo de sangre (Marcos 5:25-34; Mateo 9:18-26; Lucas 8:40-56)

  • Resurrección de la hija de Jairo (Marcos 5:21-43)

  • Sanación de los dos hombres ciegos (Mateo 9:27-31)

  • Expulsión de un espíritu (Mateo 9:32-34)

  • Alimentación de los 5.000 con cinco panes y dos pececillos (Juan 6:1-14; Mateo 14:13-21; Marcos 6:32-44; Lucas 9:10-17)

  • Caminando en el agua (Mateo 14:22-33; Juan 6:15-21; Marcos 6:45-52)

  • Liberación de la hija de la mujer cirofenicia (Mateo 15:21-28)

  • Sanación de un hombre sordomudo (Marcos 7:31-37)

  • Alimentación de más de 4.000 (Marcos 8:1-10; Mateo 15:32)

  • Sanación del hombre ciego de Betsaida (Marcos 8:22-26)

  • Expulsión de demonios de un muchacho lunático (Marcos 9:14-29; Mateo 17:14-21; Lucas 9:37-42)

  • Extracción de una moneda de la boca de un pez (Mateo 17:24-27)

  • Sanación de un hombre ciego de nacimiento (Juan 9:1-41)

  • Sanación de una mujer enferma por 18 años (Lucas 13:10-17)

  • Sanación de un hombre hidrópico (o con edema) (Lucas 14:1-6)

  • Resurrección de Lázaro (Juan 11:1-46)

  • Limpieza de diez leprosos (Lucas 17:11-19)

  • Sanación del ciego Bartimeo (Marcos 10:46-52)

  • Maldición del árbol de higo (Marcos 11:12-26)

  • Sanación de la oreja de Malco (Lucas 22:49-51)

  • Una segunda red de peces (Juan 21:1-12)

Jesucristo había dicho muchas veces: Si no creéis en mis palabras, creed en mis obras; Mis obras dan testimonio de Mí ; Si no hubiera hecho entre ellos obras tales, cuales ningún otro ha hecho, no tendrían culpa.

Jesucristo aludía a los milagros que hacía para que creyésemos en Él .

Jesucristo hacía los milagros en nombre propio. Le dice al viento: Yo te lo digo, párate; y el viento se para. Y al mar: Yo te lo digo, cálmate; y el mar se calma. Y al paralítico: Yo te lo digo, levántate ; y el paralítico se levanta. Jesucristo hacía siempre los milagros en nombre propio: Yo te lo digo. En cambio San Pedro los hacía en nombre de Jesucristo.

El milagro es una obra, un hecho visible y perceptible por los sentidos, que supera las fuerzas de la Naturaleza ; y que se hace por Dios, bien directamente, bien por medio de los ángeles o de los hombres.

Dios hace milagros siempre con un fin bueno: como un signo de salvación.

Algunas personas se resisten a creer en los milagros de Jesucristo . Niegan el milagro porque dicen que eso es imposible. Pero esta negación no tiene valor ninguno. Si se prueba que son hechos reales, hay que darles alguna explicación. Las curaciones de las enfermedades quieren atribuirlas a procedimientos ocultos y desconocidos; y cuando esto les resulta demasiado absurdo, entonces se limitan a negar tranquilamente el hecho. Este procedimiento es muy cómodo, pero resulta poco científico.

La fuerza de Jesucristo está en que confirmó su doctrina con milagros que nos consta se realizaron por la historicidad de los Evangelios, y que por exceder a todo poder humano son una confirmación divina.

Dice San Juan : Lo que mis ojos vieron y oyeron mis oídos, de esto doy testimonio . Incluso los mismos enemigos de Jesús no podían negar los hechos milagrosos que Jesús hacía, y por eso los atribuían a Satanás . Incluso deciden matarlo porque: Este hombre hace muchos milagros. Si lo dejamos, todos creerán en él . Y el mismo San Pedro en su discurso de Jerusalén, el día de Pentecostés, dijo: Israelitas, escuchadme: Dios acreditó entre vosotros a Jesús el Nazareno con los milagros que hizo.

Vídeos Gratis
www.Santos-Catolicos.com
¡DVDs, Artículos y Libros Gratis!
FREE DVDS & VIDEOS
WATCH & DOWNLOAD ALL OUR DVDS & VIDEOS FOR FREE!